El Sollozo del Don Juan

faustandlilith.jpg

Continuando con mis incursiones en la vida de otros personajes para convertirlos en obra esta vez veremos un poco de lo que iba a ser un pequeño sketch con Don Juan Tenorio como protagonista, esta vez viéndolo desde otro lado al que estamos acostumbrados, de rompecorazones a corazón partío, Don Juan conociendo a su Lilith, aquella que le ha hecho pagar sus pecados como habría deseado Tirso de Molina, aquella que le arrebató su orgullo, su ansia conquistadora, y ahora no le quedaba más que volverla letras para iniciar el olvido. 

Este personaje ha sido uno de mis favoritos en la literatura desde siempre, tan cautivante e indescifrable, es un arquetipo presente en la humanidad desde siempre, pero ha sido en años recientes cuando recién se le ha dado importancia. Quizá porque desde la aparición de Casanova los donjuanes ya no lograban pasar desapercibidos.

Don Juanismo

Tanto han llamado la atención que incluso existe Don Juanismo un síndrome no clínico que se ha convertido en sinónimo de la ninfomanía. Para Freud, por supuesto, se trataba de una mera fijación materna por parte del hombre y su búsqueda incesante de su madre en otras mujeres; teoría similar tenía Jung que veía al Don Juan como atado inconscientemente a su madre y la busca en sus parejas, añadiendo, más tarde, que el Don Juan simplemente se encuentra en búsqueda de su anima o esencia femenina. Para otros no se trata más que un complejo narcisista de un ser inseguro de sí mismo busca validar su vida con diferentes conquistas. 

¿Pero en qué se diferencia el Don Juanismo de la Ninfomanía? La principal diferencia es que el Don Juan no busca siempre una pareja sexual, el sexo no lo llena como se esperaría, e incluso varios analistas mencionan una cierta incapacidad en ese ámbito. Al Don Juan lo que lo llena es el placer de la conquista, el poner en marcha su estrategia y plan de ataque, el sentirse realizado cuando alguien le dice cuánto lo ama o cuánto había deseado conocer alguien como él, convertirse en el príncipe de cuento de hadas que cada mujer desea, y también en aquel bastardo que les dejará una lección de por vida incrustándose para siempre en sus mentes, hacerse inolvidable, coquetear un poco con la inmortalidad. 

¿Y a qué se debe este comportamiento? Pareciera más un resentido social en busca de venganza. ¿Qué debe suceder para que alguien se convierta en don Juan? ¿Es meramente una fijación incestuosa y ya? Pues no, yo voy más allá, al verdadero núcleo de la esencia don juanesca. Ante todo debemos tener en cuenta que aquellos que nacen con esta esencia son unos idealistas empedernidos, tienen diferentes concepciones a las convencionales, tienen su propio código en todo, son seres amorales que ven más allá de lo establecido socialmente,y, por sobre todas las cosas, tienen una concepción única del amor. El amor para ellos es una emoción pura, blanca totalmente, una luz que no puede mezclarse con lo oscuro, en este caso para ellos el amor no puede mezclarse con deseo. El deseo es una arma que usan contra las incautas personas que caen en sus redes, pero el amor y la búsqueda de éste siempre prevalece. Por eso pareciera que no puede parar en sus conquistas. 

¿Pero por qué el don Juan no puede mezclar amor con deseo? Aquí volvemos a psicología básica; la mayoría de estas personas se han iniciado sexualmente a edad temprana, ya sea consensuado o no, aquí radica el núcleo mismo del Don Juanismo. Al iniciarse sexualmente tan temprano hace que el sexo no sea protagónico como en las demás personas, lo que verdaderamente anhelan es ese amor puro e inocente, ese amor de niños de primaria. Pasan una vida intentando experimentar aquello, muy pocas veces lo logran lamentablemente. ¿Y por qué buscan eso? Porque al iniciarse tan temprano perdieron la oportunidad de enamorarse como niños, ya que ellos saben qué conlleva una relación de pareja, esa curiosidad por descubrir esto por sí solos les fue arrebatada, siempre un paso adelante a sus contemporáneos. Lo que anhela es encontrar alguien como él con esa visión de amor donde el deseo no tiene cabida y supera todo. Quizá una utopía y él lo sabe, se engaña a sí mismo para continuar en la búsqueda que él considera la más valiosa de la historia. 

El Don Juan es un ángel del amor en reversa, entrega parte de su esencia a quienes cree merecedores de ella, y convierte una vida en pesadilla a aquellas a quienes se entregó pero no lograron comprender su visión del amor. 

Es un paladín de la justicia en sus propios términos; al don Juan le gusta poner a prueba la conciencia y códigos morales de las personas, por eso entre sus presas predilectas se encuentran personas casadas o que claman estar comprometidas sentimentalmente a alguien. Si estas personas resisten su seducción el son Juan las respeta y termina por dejarlas en paz, ya que se alegra que el amor aún resista sus embates. Pero si al contrario ceden a él, el son Juan se transforma en el demonio, jugará a amarlas, será el mejor amante que este mundo ha conocido, dejará un impacto tan grande que jamás lograrán reponerse a él, y luego se marchará de la forma más cruel, en el cenit del amor que sienten por él. ¿Por qué hace ésto? En su retorcida mente él está dando una lección de vida, es un ángel del amor en reversa como se ha dicho, el paladín que hace pagar en vida lo que él considera un pecado, y el mayor pecado es mentirse a sí mismo diciendo amar a alguien, el don Juan no soporta esto y cobra venganza por aquel desvalido traicionado. 

El personaje y arquetipo de Don Juan es algo que siempre ha despertado la curiosidad de la humanidad, incluso eran asociados con el demonio en el medioevo. Estos seres cuya única pasión en la vida es la de seducir, van por el mundo rompiendo corazones, vacíos, incomprendidos, buscando siempre una nueva presa que logre llenarlos un poco, siempre lleno de preguntas, los soñadores más letales que existen. Creen que solo entregándose a la conquista lograrán develar los mayores misterios de la humanidad, qué mejor forma de viajar por el universo que indagar en todas las mentes y corazones que puedan, es la única forma que conocen para llegar a un objetivo que no tienen muy claro aún. Acaso recopiladores de información y sentimientos, siempre lanzados a la búsqueda de aquella musa que logre llenarlos un momento, que los haga sentir que su vida ha valido la pena. La musa siempre debe ser una que rompa su corazón, por lo menos que lo intente, al Don Juan le agrada sentir su corazón roto porque es la única forma en la que se siente vivo. Lamentablemente ésto no suele ocurrir con frecuencia y debe inventarse sus propias decepciones. Es un dios en la tierra, el único que logra comprender que toda esta vida es un sueño y un juego. 

Pues bien, ahora sí vamos a las letras, a este sollozo del Don Juan vendido su orgullo, aniquilado su ego, con la dignidad puesta en unos versos: 

Sollozo del Don Juan 

Habitación Vacía 

(Don Juan en un soliloquio compungido y confundido)

Cuántos corazones quedarán indelebles,

De cuántas musas se privará mi poesía,

adiós Lynette, Helena, Circe, y Afrodita,

y todas aquellas tras de ti que alguna vez fueron mías

El que no siente lo que dice habla mucho,

aquel que siente mucho, calla.

Qué hacer con el peso de todos esos amores,

el peso de todos esos corazones.

 Podría ser que el amor aún me espera,

disfrazado de una tierna flor esperando ser tomada

Podría ser que me espera una fruta madura

esperando ser mordida una vez más. 

El mundo se queda sin su hacedor de ilusiones,

sin su mejor rompecorazones,

Lloran miles de viudas la partida de aquél al que nunca tuvieron,

lloran por lo que nunca fue y por lo que nunca les pudo dar,

saladas lágrimas que él comparte por lo que le faltó de vida.

Adiós, adiós a todos los placeres,

a todas las niñas y mujeres.

Y a que se debe todo mi amargura, a qué se debe mi pena, y este adiós, incomprensible adiós, todo te lo debo a ti, versos de furia, poemas de odio, aunque no lo llamaría odio, porque no es odio de amor, ese odio es hermoso ciertamente, este odio que no es sería más una amargura por humillación, por haber herido el orgullo y el aprecio: 

Primer Acto:

Dos personajes que ya no existen, se los ha llevado las dudas y el temor

Un don juan enamorado abandona todo y la razón de ello no puede hacerlo.

Me dijiste:

-Déjame libre como el viento

no intentes detenerme

nunca he sido ni seré tuya

Mis alas no conocen de amores

solo pétalos dispersos

cuna de rencores

De Cleopatras y Victorias estoy hecha,

Julietas, Isoldes y Tisbes no me representan,

no soy tu damisela en peligro

soy la heroína del deseo en primavera

La lujuria es mi reina-

Tan triste es que la mayoría de versos que has inspirado han sido negativos, cosas que odio haber escrito, a ti, sobre todo, a quien tanto amé, cómo imaginar mi futuro con una ‘anti-musa’, con alguien que se convirtió en lo que siempre he odiado, te convertiste, nunca cambiaste, o jamás te llegué a conocer. Me dueles y me duele todo lo que pienso ahora sobre ti, ya no, al parecer este es el adiós, no cambiarás. No planeaba la infelicidad como modo de vida, sobre todo al estar contigo, acaso podremos romper la barrera, acaso podremos descongelar la emoción.

Aunque no me traiciones,

has traicionado mi corazón,

has traicionado mi ilusión,

rompiste todo lo que sentía,

cuánto odio has inspirado, cuánto

 

Lamento tanto escribirte todo esto,

lo lamento demasiado,

mejor sería que nuestros caminos

jamás se hubieran cruzado,

Estaría esperando el fin de mis días pacientemente,

ahora tengo toda una vida a mis espaldas,

una nueva vía de la que no tengo escapatoria,

amaría iniciar la nueva vida si fueras diferente,

si me dieras un refugio en lugar de palabras vacías

Sollozos del conquistador conquistado 

I

La lluvia, los remordimientos

y la poesía,

espejo de cristal infraqueable,

mares lejanos sin espuma

II

La poesía cruel de la desidia,

de la indiferencia,

aquella que no tiene musa

ni la encuentra

Odas al odio y la apatía,

carreteras sin salida,

espacios blancos llenos de letras,

abismos sin fin, la agonía

Despedidas tácitas,

mentiras avaras,

suspiros sin puerto,

las almas vacías

III

Egoísta perversa,

musa oscura,

espuma en la boca,

palabras de furia

Amargura de mis horas,

señora de arrabales

vuestro cuerpo compartes

a bufones, loras y fanfarrones

Desaparece de una vez,

en los glaciares del olvido,

despiadada usurpadora

de la felicidad y la poesía

IV

Dónde quedaron mis hermosas palabras,

los heroícos versos de aquel que sueña,

de aquel que lucha y llora

de aquel que imaginaba su amor perfecto

Me he marchado ya,

me he cerrado a las ilusiones,

ya no veo mil versos en un rostro hermoso,

He muerto antes de tiempo,

me arrebataron la vida,

cooperé en todo el proceso,

desdicha, oh tristeza

Por ti, por ti,

maligna fingidora,

egoísta mentirosa,

cuánto te quería

Me arranqué los ojos por ti,

le puse llave a mi corazón,

encerré mis sentimientos en tu retrato,

renuncié a mi cuerpo y a mis sueños

Nunca lo supiste entender,

culpable fui yo por creer

en tus palabras,

creías amarme

no tienes idea de eso

 

V

 

Yo por ti aceptaría el claustro,
tú jamás lo harías,
cuán egoísta eres,
espero no mezquines mi adiós.

Cuánta amargura me pesa,

me contamina,

corre por mis venas,

cómo podría ser esto amor

Soledad es lo que quiero,

volver a mis días conmigo

sin compañía hasta mi entierro.

VI

Mi última musa se ha marchado,

¡Inspírame un poema más,

una palabra y un verso!

¡Qué vuelva la luz divina que iluminaba mi vida,

y mi corazón inocente buscando su amor eterno!


Las Obras Emblemáticas del Teatro

♦ Oedipus Rex
by Sophocles

Gustave Moreau

Gustave Moreau “Oedipus and the Sphinx” 1864

Qué podemos decir, muy probablemente la obra de teatro más famosa de la historia, tanto así que hasta uno de los supuestos mayores traumas psicológicos de la humanidad lleva su nombre: el complejo de Edipo. En esta obra Sófocles indaga en uno de los cuestionamientos más antiguos de la humanidad, ¿qué nos mueve: el destino o el libre albedrío? En esta obra el fatalismo se lleva el trofeo.

Edipo Rey PDF

 

♦ Doctor Faustus
by Christopher Marlowe

Mi obra favorita de Marlowe es el Tamerlán y mi Fausto favorito es, por supuesto, el de Goethe, pero es crédito de Marlowe rescatar la historia del Doctor Fausto y ser el pionero en representarla sublimemente. Luego de él las representaciones de el Fausto se multiplicarían hasta llegar a la cumbre con el mencionado Goethe.

La Trágica Historia del Doctor Fausto PDF

 

♦ Hamlet
by William Shakespeare

He visto que en tiempos recientes Hamlet está siendo sustituida por Sueño de una Noche de Verano como la más relevante de Shakespeare, quizá sea así para la naciente hipstereada literal, pero no podemos negar que Hamlet es el gran paradigma del teatro occidental, tan simple y compleja es probablemente la obra de teatro definitiva.

Hamlet PDF

 

♦ Fuenteovejuna
by Lope de Vega

Difícil colocar solo una obra del siglo dorado español. Cervantes, Calderón de la Barca, Tirso de Molina y demás ceden su lugar a esta obra que marca un paradigma en el teatro dramático. Lope de Vega apela al morbo y la memoria al acudir a la crónica de un hecho que conmovió a la España medieval; todo un pueblo cansado de la opresión decide hacer justicia por mano propia y liberarse de su castigador, al acudir las autoridades al lugar y preguntar ‘¿Quién mató al Comendador?’  todo el pueblo respondió ‘Fuente Ovejuna lo hizo, señor’. Frase que quedaría en la memoria colectiva hasta nuestros días.

Fuenteovejuna PDF

 

♦ Le Malade Imaginaire 
by Molière

Difícil elegir una sola de Molière pero me quedo con El Enfermo Imaginario, obra inspirada en la Comedia del Arte que nos da lecciones de vida mientras nos hace reír sin parar, quizá El Avaro sea más paradígmica pero me quedo con ésta porque fue la última de Molière, quien moriría luego de colapsar en una representación de la obra. Haría eco la frase ‘murió haciendo lo que le gusta’.

El Enfermo Imaginario PDF

 

♦ The Importance of Being Earnest
by Oscar Wilde

La genialidad compendiada en una obra, Wilde le hizo saber al mundo su superioridad intelectual al lanzar la que quizá la obra que más perfectamente satiriza a la sociedad entera.

The Importance of Being Earnest PDF

 

♦ A Doll’s House
by Henrik Ibsen

Para George Bernard Shaw (gran ausente de esta lista) Ibsen era el verdadero genio del Teatro. Esta obra es de aquellos textos arquetípticos que tienden a encajar en cada generación. La ilusión del matrimonio perfecto, el existencialismo y el despertar de una mujer. Con el tiempo se ha convertido en un estandarte del feminismo positivo.

Casa de Muñecas PDF

 

 

♦ La Gaviota
by Antón Chéjov

Quizá la obra menos conocida de la lista pero uno de los grandes éxitos de Chéjov que seguramente habría pasado sin pena ni gloria de no ser por la incursión del gran Konstantín Stanislavski y su método que cambiaría por siempre el mundo de la actuación. Lea toda la historia acá.

La Gaviota PDF

 

♦ Waiting for Godot
by Samuel Beckett

La magnum opus del Teatro del Absurdo, oda al nonsense, no se imaginan cuántos de sus programas favoritos se derivan de esta obra, Seinfeld le hace honor con delirio. La obra trata de dos hombres esperando a Godot, éste nunca llega y por ende no hay tema central, no hay trama, solo los dos hombres esperando en medio de diálogos y situaciones aparentemente sin sentido pero cargadas de genialidad. La primera vez que ve la obra saldrá rascándose la cabeza pero irremediablemente querrá repetírsela eternamente.

Esperando a Godot PDF

 

♦ La Cantatrice Chauve
by Eugène Ionesco

Esta obra representa la cumbre del teatro contemporáneo, cumbre de la cual ha ido descendiendo en las últimas décadas. Ni el mismo Ionesco pudo etiquetarla. Esta obra se podría definir como anarquía teatral, una crítica y un sacudón a la cotidaneidad de la sociedad.

La Cantante Calva PDF