The Rolling Stones 50 years of Rock N’ Roll

Todo este día se reduce a que un día como hoy en 1962 una banda que cambiaría el mundo debutada en los escenarios del Marquee Club de  Londres, ¡felices bodas de oro a The Rolling Stones! 50 años de puro Rock N’ Roll!

 


6 de Julio de 1957, el día que Paul McCartney conoció a John Lennon

 

Un día como hoy en 1957 Paul McCartney conocía a John Lennon, quizá el hecho más relevante de todo el siglo XX.  Ivan Vaughan nunca imaginaría que sugerirle a su compañero Paul McCartney que quizá sería bueno ir a ver a The Quarrymen, una banda de un conocido suyo llamado John Lennon,  en busca de chicas, desencadenaría el evento que cambiaría el mundo por completo.

 

el camión que llevaba a The Quarrymen a St. Peter's Church,lugar donde se dio el mítico encuentro Lennon/McCartney

el camión que llevaba a The Quarrymen a St. Peter’s Church,lugar donde se dio el mítico encuentro Lennon/McCartney

 

The Quarrymen se presentaba en la Iglesia de St. Peter en Woolton, Paul e Ivan luego de recorrer el lugar se toparon con la presentación, Macca recuerda ese momento y comenta:

“Al fondo había una especie de pequeño escenario en la cual tocaban unos muchachos. Me fije particularmente en uno de ellos con una camisa escocesa a cuadros, pelo rizado rubio y patillas que tenía muy buena pinta. Estaba tocando una guitarra no muy buena, de esas garantizadas para no quebrarse. Aun así lo hacía bastante bien, recuerdo que me dejo impresionado.

Cantaba una canción de Del Vickings llamada “Come Go With Me”, pero era evidente que no se sabía la letra original ya que la cambio por una de esas letras de viejas canciones de música blues. Originalmente la canción decía: “Come little Darling, come go with me”, y John cantaba: “ Down, down, down to the Penitentiary”. Este era el tipo de cosas que había oído en los discos del blusero Big Bill Broonzy. Me pareció algo muy ingenioso. Pues esa era John”.

 

 

 

El setlist de los Quarrymen aquél día fue el siguiente:

“Mean Woman Blues” en la versión de Jerry Lee Lewis. “Rock Island Line”, “When the Sun Goes Down”, “Cumberland Gap” y “Lost John” de Lonnie Donegan.

“That’s All Right”, “Blue Moon of Kentucky”, “Good Rockin’ Tonight”, “Have I Told You Lately That I Love You?”, “I’m Gonna Sit Right Down and Cry Over You”, “All Shook Up” y “I Forgot To Remember To Forget” de Elvis Presley.

También John toco una vieja canción Skiffle que le había enseñado Julia, se titulaba “Maggie Mae”. Complementaron con éxitos como “Glad All Over” de Carl Perkins y “Come Go With Me” de Del Vikings.

 

En el siguiente enlace podremos escuchar una suerte de medlay grabado aquél mágico día, un documento histórico sin igual:

 

 

El encuentro entre entre Paul y John se dio en el Auditorio de la iglesia Saint Peter’s, donde iba a tener lugar una fiesta, y nuevamente The Quarrymen iban a tocar. Al estar ahí esperando y viendo como se preparaba todo, y John y compañía alistaban sus instrumentos, Paul empezó a tocar y cantar un tema de Eddie Cochran llamado “Twenty Flight Rock”. Lo hacía con tal habilidad que llamó la atención de John Lennon y de toda la gente que se encontraba en el lugar, la voz de Paul retumbaba hermosamente gracias a la acústica natural del sitio. Luego de este tema prosiguió con el clásico de  Gene Vincent llamado “Be Bop A-Lu-La”, y más tarde, a solicitud del público, accedió a tocar un medley de Little Richard.

 

Ilustración que recrea el momento en que Ivan Vaughan presenta a John lennon (16 años), Paul McCartney (15 años). By Eric Cash.

Ilustración que recrea el momento en que Ivan Vaughan presenta a John lennon (16 años), Paul McCartney (15 años). By Eric Cash.

 

Toda la audiencia quedó atónita. Al terminar la presentación Ivan presentó a Paul a un totalmente impresionado John Lennon, luego de charlar un poco Paul se ofreció a transcribirle las letras de las canciones que acababa de tocar, y también afinó las guitarras de The Quarrymen (hecho que John confesaría fue lo que más lo impresionó). Éso era todo. Al cabo de unos días John invitó a Paul a formar parte de la banda y empezaría la alianza más exitosa en la historia de la música; la saga Lennon/McCartney había empezado. El resto de la historia ya está tallada en piedra, en las almas y corazones de cada ser humano que viene a este mundo.

 


Pink Floyd Reunion – Live 8 – 2005

 

Uno de los singles más tempraneros de Pink Floyd ‘Point Me at the Sky’, incluye la linea: ‘y si sobrevives hasta el 2005, espero que estés más delgado’. Una suerte de linea profética, y aunque ninguno de los miembros de Pink Floyd estaba más delgado, el dos de Julio día de 2005 se dio uno de los acontecimientos más espectaculares de lo que va del siglo XXI; los miembros originales de Pink Floyd (excepto Syd Barrett) se reunían por primera vez en 24 años para tocar en el Live 8 de Londres. Esta sería la última ocasión que los 4 miembros tocarían juntos, ya que Rick Wright moriría en 2008.

 

 

El setlist constó de las mágicas:  “Speak to Me/Breathe/Breathe (Reprise)”, “Money”, “Wish You Were Here”, and “Comfortably Numb”.Waters dejó atrás las diferencias con sus compañeros y al finalizar el concierto se funde en un abrazo con los mismos, uno de los momentos más conmovedores en la historia del rock. Sin más, he aquí el concierto completo:

 


Onomástico de Sir Paul McCartney

 

Ha llegado el día del onomástico de la leyenda viva y más grande que ha tenido la música, nuestro bien amado SIR PAUL McCARTNEY. El aporte cultural y musical que ha hecho es algo que el mundo nunca sabrá asimilar por completo. Dudo mucho que vuelva a existir un artista que sea exitoso por 50 años seguidos. Claro, éso hasta que desarrollen la fuente de la eterna juventud, y los androides, etc. Pero un talento al natural, completamente al natural como Sir Paul es algo que dudo se repita en unas cuantas décadas o cientos de años.

 

 

¡Así que a celebrarlo! A mis nietos les contaré: ‘Oh sí, yo llegué a ver a Sir Paul McCartney en carne y hueso…no era ningún holograma como el que ven ustedes. No saben lo suertudo que fui’, y luego les saco la lengua.

 


Eduard Khil – I Am Glad, ‘Cause I’m Finally Returning Back Home (Trololó)

 

Hoy (04/06/2012) abandonó este mundo la sublime voz de Eduard Khil. Cantante soviético. Todos lo conocimos (creo yo) en 2010 gracias a Tumblr. Los memes de Eduard, quien para nosotros siempre fue Mr. Trololó llenaban los ‘dash’, nos sacaban una sonrisa cada vez que lo veíamos y escuchábamos. Se volvió el ‘Troll King’. A mí me sorprendió sobremanera la calidad vocal de Eduard, además de sus gestos durante la canción, ¡estupendo!

 

 

Esta mañana al confirmarse su fallecimiento todos nos volcamos a youtube para escuchar la canción que nos dejó como legado. Aquella donde no pronuncia palabra alguna pero aún así logra conmover hasta el último nervio de tu ser. Creo que por primera vez muchos admiraron la voz de Eduard, y a la canción en sí. Las burlas fueron dejadas a segundo plano, seguro que a más de uno se le fueron las lágrimas, curioso como te puedes llegar a ‘encariñar’ con alguien por estos medios. Y así fue como nos tocó admitir que el Troll King ha abandonado el edificio.

 

 

Por suerte pudo disfrutar de la fama mundial que tanto se merecía los últimos años de su vida. Alguien (le agradecemos mucho a ese  alguien)encontró y subió al internet un video de Eduard en 1976 interpretando I Am Glad, ‘Cause I’m Finally Returning Back Home, canción escrita por el compositor ruso Arkady Ostrovsky, y que trataba de un vaquero del estado norteamericano de Kentucky que regresaba junto a su amada Mary. He aquí la versión de 1976 que causó furor en la red.

 

 

Muchas historias circulan en la red diciendo que la razón por la cual la canción no tenía letra fue porque en aquellos tiempos de guerra fría la Unión Soviética no permitía ningún tipo de homenaje a los Estados Unidos. Bueno más allá de ésto, la razón por la cual la canción se quedó sin letra fue porque Arkady peleó con su colaborador lírico cuando éste le dijo que la letra es lo más importante en una canción. Arkady furioso juró demostrar lo contrario y dejó a su canción sin letra sólo para que sea vocalizada al ritmo de las notas y nada más. Ésto nos lo cuenta el mismo hijo de Arkady, pero existe otra versión contada por el mismo Eduard Khil quien dice que la canción se quedó sin letra porque no tenían el dinero suficiente para publicarla por aquella época. Así que entre él y Arkady decidieron dejarla sin letra. Tal fue el trauma con esta canción que hasta hicieron una versión de 10 horas, así es, 10 horas de trololó sin parar.

 

 

Existe un millar de versiones y parodias a esta canción en la red, unas muy originales y otras que no vale la pena comentar, pero el buen Eduard supo regalarnos una de las últimas interpretaciones de este éxito en este año, he aquí ‘trololó’ 2012, la voz impecable totalmente.

 

 

Pero la carrera de Eduard no fue sólo el ‘trololó’ y ya, no, no. Antes del auge del meme, Eduard ya había hecho un tour mundial por más de 80 países interpretando óperas y música popular rusa, su época de mayor auge fue la década de 1970 donde fue nombrado ‘Símbolo de Leningrado’ (su ciudad natal). Pero tuvo que esperar al 2010 para ver resurgir la fama de manera universal. Su encanto, sencillez, y espectacular voz sobre el escenario lo hacen uno de los mejores cantantes del siglo XX, como rezan algunos memes, en estos momentos debe estar ‘trololeando’ en los cielos, ¡hasta siempre Eduard!

 

 


Ramones – My Brain Is Hanging Upside Down (Bonzo Goes To Bitburg)

Siendo hoy el onomástico de Joey Ramone finalmente me he decidido por escribir sobre ésta, mi canción favorita de Ramones. Para la crítica, y esta vez tengo que estar de acuerdo con ellos, ésta es la mejor canción de Ramones. Y no se equivocan, para mí es así, tanto lírica como musicalmente es la perla en la discografía Ramone. Así que ¡vamos! Adentrémonos en el submundo de la historia detrás de esta canción.

Aunque la opinión general considera a Joey como el autor, según declaraciones de Mickey Leigh (hermano de Joey) el escritor principal fue Dee Dee Ramone, con la colaboración de  Jean Beauvoir.  La inspiración para escribirla nace de una visita de Ronald Reagan, presidente de Estados Unidos por aquellos años, al cementerio de Bitburg en Alemania Occidental (gran aliado de E.E.U.U) en honor a las víctimas del nazismo, las víctimas del  holocausto. Este hecho no fue bien visto para sus electores en norteamérica, y fue un hecho que dejó mal parado a Reagan mundialmente. ¿El problema? Pues en aquél cementerio no se encontraban solamente judíos, no, sino soldados de la SS. Joey Ramone, siendo judío, diría que le disgustó mucho ver a Reagan visitando el cementerio como si nada, como un hecho de ‘perdonar y olvidar’. Pero cómo olvidar a esas seis millones de personas que murieron en el régimen nazi.

Debido a este hecho explotaron protestas en Estados Unidos, todos gritaban: “Bonzo Goes to Bitburg”, frase que hace referencia a una de las películas protagonizadas por Reagan: ‘Bedtime for Bonzo‘, y la secuela donde no participó pero que es de la que se hace referencia: ‘Bonzo Goes to College’.

Por problemas con la disquera se le tuvo que aumentar el ‘My Brain Is Hanging Upside Down’ al título de la canción. Fue todo un éxito, en Europa sobre todo, pero como siempre este éxito no se veía reflejado comercialmente. Como os he dicho, para la crítica ésta es la mejor canción, es sumamente poderosa, desde el intro al final está cargada de poder. La letra tiene un mensaje claro, ya no son simples historias adolescentes, los riffs de la guitarra de Johnny no siguen un sólo patrón, sino que nos regala muchas variantes, algo raro en una canción de Ramones, la batería (cortesía de Richie Ramone, baterista de la banda de 1983 a 1987) no es remate tras remate, sigue perfectamente la linea de bajo de Dee Dee y mantienen una armonía única, y la voz de Joey, wow la voz de Joey, impactante, como un trueno suena en cada estrofa, a mi parecer, la mejor interpretación vocal que tuvo en Ramones.


See you, Frank!

Y el dolor. Hoy en 1998 ‘La Voz’ nos abandonaba, moría a causa de un paro cardíaco. Frank Sinatra dejaba este mundo para pasar a formar parte del coro de la eternidad.