George Harrison – All Things Must Pass

 

Sencillamente uno de los mejores discos que podemos escuchar en nuestras vidas, con una colección de canciones verdaderamente únicas. Cada una con personalidad y brillo propio. Para muchos el mejor disco de un beatle como solista. Y no es para menos, la calidad de las canciones que escuchamos en este disco no creo que se las pueda encontrar en ningún otro. Inspiración pura de mi beatle favorito; el gran George Harrison.

 

 

Bob Dylan en una entrevista menciona que George estaba destinado a estar entre los grandes, inclusive sin la ayuda de The Beatles, ya que la calidad de las composiciones de Harrison y su persona daban para que llegue a la cima. Por supuesto Bob no se equívoco, con este álbum George demostró que su calidad como compositor estaba a unos niveles hasta por encima de sus compañeros beatlescos Paul McCartney y John Lennon. Dejó de estar a la sombra y dejó de ser el beatle callado, este disco fue todo un manifiesto, un grito enorme que dejó en silencio a los críticos musicales que no pudieron hacer más que aplaudir la majestuosidad del álbum.

Muchas de las canciones que conforman este disco fueron escritas para discos de The Beatles, pero casi siempre eran descartadas para incluir canciones Lennon/McCartney. Una pena y una bendición para George. Pena porque este rechazo lo hacía sentir devastado y bendición porque cada vez que una obra era rechazada, escribía una 10 veces mejor y las guardaba. Hasta que por fin gran número de aquellas composiciones “defectuosas” para sus compañeros, vieron la luz en este disco y se han convertido en clásicos absolutos. Uno de los ejemplos de esto es la increíble ‘Isn’t it a pity’ escrita por George en 1966 y rechazada por John Lennon.

 

 

Para la grabación del disco, George contó con colaboraciones estelares, entre las que se cuentan: Ringo Starr,  Badfinger, Eric Clapton e integrantes de Derek And The Dominos, los tecladistas Billy Preston, Gary Brooker (de Procol Harum), Gary Wright y se dice que hasta el mismísimo Richard Wright de Pink Floyd. También Phil Collins antes de unirse a Genesis toca bongos en “Art of Dying”, y se encontraba un prometedor Peter Frampton, quedando fascinado por las pedaleras de George, que fue quién le mostró el talk boxluego, convirtiéndose luego en el sonido característico de Frampton. También Maurice Gibb de los Bee Gees y corre el rumor que hasta John Lennon se dió unas vueltas por el estudio. La producción estuvo a cargo del mismo George y para la co producción convocó al personaje Phil Spector, que había trabajado con The Beatles en Let It Be y que su “Pared de sonido” era tan famosa por aquellos tiempos. Phil, sin embargo hizo un uso indiscriminado de la reverb. Tiempo después se le preguntó a George lo que pensaba de la producción de Spector en el disco y dijo en forma de lamento: Mucho eco…

 

Phil Spector & George Harrison

Phil Spector & George Harrison

 

Las canciones del disco como os he mencionado son obras maestras completamente. Entre ellas destacaremos algunas, porque “el disco” son en realidad 3. Siendo el primer triple álbum jamás lanzado. Dos discos son de canciones convencionales y un tercero es un jam de estudio. La primera que les tengo que mencionar es:

 

My Sweet Lord

 

 

Una hermosa canción, quizá la más popular de este disco y la más conocida de la carrera solista de George. Esta canción además de fama le trajo problemas legales, ya fue acusado de copiar la canción de The Chiffons; He’s so fine. Luego de una ardua batalla legal, George terminaría siendo dueño de las dos canciones.

 

I’d You Have Anytime

 

 

Otra obra maestra. Considero esta canción una de las más sexys del mundo y ocupa un lugar especial en mi sexlist. Esta canción nace de una letra que Bob Dylan escribió para él en 1968. La guitarra es tocada por el gran Eric Clapton. Harrison, Dylan y Clapton todos en esta canción única.

 

Ballad of Sir Frankie Crisp (Let It Roll)

 

 

Otra de mis favoritas totales. Canción escrita para Sir Frankie Crisp quién fue un abogado, anterior propietario de la casa de George en Friar Park. Una de las mejores canciones de George, evoca muchas emociones. Una extraña nostalgia quizá es la más presente.

 

I live for you

 

 

Wow esta canción!!!! Aquí George se subestimó a si mismo y no la incluyó en el lanzamiento original del álbum porque pensaba que era mala. Esta canción tuvo que esperar décadas para ver la luz al ser incluída en la reedición del disco en 2001. Y gracias a Visnú que fue incluída! Porque sino nos hubiéramos perdido de escuchar semejante obra maestra. Se encuentra entre mis canciones favoritas, y es que sólo escuchen la voz, las guitarras, y aquél sólo de George que te pone la carne de gallina.

Se me quedan muchas otras en el tintero y que cuentan historias muy interesantes (Apple Scruffs, Wah Wah,etc)pero algunos de ustedes ya sabrán que clase de canciones están en este disco, y para los que no pues los invito a bajárselo y escuchar toda la calidad de George Harrison.

 

 

Download Album Here:  http://bit.ly/u5x0XK

Size: 183 MB

 

 

 

 


One Comment on “George Harrison – All Things Must Pass”

  1. Deco dice:

    Muy buen artículo! George Harrison es uno de mis artistas favoritos y de las personas que más admiro.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s