Babies Go… Rock para bebés

Babies Go

Hace algún tiempo escuché hermosas versiones de canciones populares en versiones para bebé, es decir, canciones editadas en un tecladito con todos los soniditos que supuestamente fascinan a los más pequeños, sobre todo a la hora de arrullar. Luego de escucharlas lo primero que pensé fue “quiero tener hijos y ponerles estas canciones”, además que sí me arrullaron y de qué manera. Así que aprovechando estas épocas navideñas he aquí un regalo para sus pequeños y para su horario de sueño, deje que The Beatles, Pink Floyd, ABBA, Bee Gees, Bob Marley entre otros se encarguen de la llamada morféica.

Babies Go Official Page

Esta compilación contiene los siguientes discos:

Babies Go Abba
Babies Go Aerosmith
Babies Go Bach (2008)
Babies Go Beatles Vol.1
Babies Go Beatles Vol.2
Babies Go Bee Gees
Babies Go Bob Marley
Babies Go Calamaro
Babies Go Coldplay
Babies Go Elvis
Babies Go Guns N’ Roses 
Babies Go Madonna
Babies Go Pink Floyd
Babies Go Queen
Babies Go Redonditos
Babies Go Robbie Williams
Babies Go Rolling Stones
Babies Go Shakira
Babies Go Sting
Babies Go The Cure
Babies Go U2
Babies Go Vivaldi

Torrent Compilación Babies Go (Descargue aquí vía Bittorrent)


Louis Rémy Mignot: el romántico que pintó el Ecuador del Siglo XIX

Eastman Johnson,

Eastman Johnson, “Portrait of Louis Rémy Mignot,” ca. 1851-54.

Pocos son los artistas o grandes personalidades de la historia que han prestado atención a mi país, un oasis en sudamérica. En particular en la segunda mitad del siglo XIX para muchos Ecuador simplemente era sinónimo -si es que acaso prestaban atención al nombre- de Charles Darwin y las Islas Galápagos, Alexander von Humboldt y sus exploraciones, y alguno que otro historiador avezado sabía de García Moreno y sus reformas. Retratos de Ecuador se conocían simplemente por bosquejos o grabados hechos por los clérigos españoles en la época de la Conquista y la Colonia, además de unas cuantas ilustraciones hechas por algún pintor viajero o aquellas pinturas donde se retrataba a los Andes obra de los artistas que acompañaron a Humboldt (como Friedrich Georg Weitsch) en su expedición. Los pintores ecuatorianos apenas tenían repercusión y si algún cuadro de ellos llegaba a Europa era confundido por alguna escena en las selvas africanas o de “las indias”.

Sin embargo este día me ha complacido sobremanera encontrarme de casualidad con Louis Rémy Mignot (1831–1870), pintor norteamericano de ascendencia francesa, de pincelada inspirada en el movimiento romántico de Europa y representante de la versión norteamericana de éste, estilo posteriormente llamado de La Escuela del Río Hudson.

 Louis Rémy llegó a Ecuador en 1857 gracias a amigo y rival el también pintor Frederic Church, quien ya había estado en Sudamérica en 1853. Cansados del matiz rocoso y el sepia norteamericano, juntos habían decidido embarcarse en la búsqueda de la inspiración y los paisajes más exóticos que pudieran encontrar. Louis Rémy convertiría los paisajes cotidianos y naturales en escenarios etéreos y mitológicos, el Chimborazo se transforma en una montaña sagrada salida acaso del mismísimo Edén, el río Guayas, su cuenca y extensión, rivaliza con las descripciones homéricas del río Escamandro. La manera en cómo Mignot envisiona cada pétalo, cada nube, cada corriente, hacia pensar, seguramente, a quien veía estas pinturas, que el verdadero paraíso aún existía en un poblado sudamericano llamado Ecuador. Todo un honor que tan magno pincel haya coloreado los paisajes de este país.

Mignot, al igual que Church, alcanzaría fama en su tiempo, lastimosamente no perduraría, ya que entrando el siglo XX su obra había sido parcialmente olvidada. Pero he aquí que el haber pintado al Cotopaxi, los manglares, y mi amado Guayaquil lo hacen acreedor a un post en este blog, el agradecimiento tardío de todo un país, y una nueva ruta hacia la inmortalidad.

Disfrutemos de la obra:

'Ave Maria': Scene of the Guayaquil River, Ecuador (III)

‘Ave Maria': Scene of the Guayaquil River, Ecuador (III)

 

Cotopaxi - Louis Remy Mignot - circa 1859

Cotopaxi – Louis Remy Mignot – circa 1859

 

Gathering Plantains, Guayaquil Ecuador

Gathering Plantains, Guayaquil Ecuador

 

Lagoon of the Guayaquil

Lagoon of the Guayaquil

 

Moonlight over a Marsh in Ecuador

Moonlight over a Marsh in Ecuador

 

View of Riobamba, looking North Towards Mount Chimborazo

View of Riobamba, looking North Towards Mount Chimborazo

 

Street View in Guayaquil

Street View in Guayaquil


Tardías Reflexiones Futboleras

chessball-1

Este texto fue escrito en las vísperas de la final del mundial Brasil 2014, lamentablemente jamás tuve la oportunidad de publicarlo. Ahora que las aguas han calmado y puedo retomar un poco los textos, me animo a compartir esta oda al deporte más popular en nuestra América Latina.

Se puede filosofar sobre absolutamente todo, de las cosas más aparentemente banales se puede sacar lecciones y conclusiones fantásticas; de unos momentos en la ducha, la vista por la ventana de un bus, el vuelo de las aves, la caída de una ,manzana, etc.

En estos momentos de abstracción se saca historias de todo, y en estos momentos no hay mayor inspiración que el fútbol. Sí, el fútbol. Ah, en cada mundial que veo me aparecen mil teorías sobre la vida en cada partido. A pesar de que para los seudo intelectuales el fútbol es el opio del pueblo, y es algo que propio de los primitivos y rezagados mentales, es claro que los momentos mundialistas no dejan indiferentes a nadie.

En la antigua Grecia y Roma los cronistas creaban grandes epopeyas sobre los encuentros entre gladiadores, la ciencia también avanzaba, nuevas invenciones nacían inspiradas en los movimientos de los guerreros. La danza y la poesía se alimentaba de los mismos. La catarsis y la oportunidad de experimentar lo más cercano a la guerra hacía que los gladiadores fueran entes tan preciados en aquellas culturas.

Igual pasa con nosotros y el fútbol en esta era. Se puede sacar tanto de este juego tan denostado por los intelectualoides. Woody Allen decía sobre el baseball en Zelig [1983]: ‘Amo el baseball, sabes, no tiene por qué significar algo. Simplemente es hermoso de ver. ’ Gran frase, algunas cosas no tienen por qué significar nada ni tampoco intentar encontrarle algún significado, muchas de éstas perderían su encanto.

Hacerle un análisis psicológico a cada actor en cada jugada es una obsesión. Analizar los momentos, la táctica, la técnica, es un hermoso trabajo. El mundial pasado fue simplemente fascinante, por vez primera los goles pasaron a un segundo plano y se destacó más la táctica sobre el campo de juego, para los fanáticos del ajedrez cada partido suponía una estrategia diferente que bien podríamos aplicar con nuestros caballos, peones, y reinas. Por vez primera los comentarios, diálogos y debates no se centraban en las llegadas al arco, los goles, sino en las alineaciones; observábamos con ansia las posiciones de los defensas, centrales y carrileros, fantaseábamos con la manera en que llegarían los goles, si por extrema izquierda, centro, o derecha, cada jugador se convertía en una pieza de ajedrez; ‘¡no te adelantes, vuelve a tu posición, corre, regresa, vuela!’ ¡Jaque mate! No recuerdo un mundial tan lleno de emociones en el plano estratégico. Eso sí, el mundial más sublime aún me sigue pareciendo el de Alemania 2006, en nivel de juego, ha sido el mejor que he visto en mi vida [el primer mundial que recuerdo a breves rasgos es EEUU 1994].

Para muchos el fútbol es una terapia, el gritar “¡GOOOOL!” es querer decir, ‘¡estoy aquí, estoy vivo!’ Justificar su existencia, la única manera de sentir la sangre correr por sus venas, gritar un gol con toda pasión llega a convertirse en un acto desgarrador, no hay otro grito o desplazamiento lingüístico que se le compare, una exclamación colectiva que logra llevar a la serotonina, dopamina y la adrenalina a niveles similares a un orgasmo. Este fenómeno no se da en ningún otro caso. Claro que si vemos al fútbol como una religión [iglesia maradoniana], el estadio como una catedral, y sus hinchas como feligreses, el gritar ¡Gol! sería equivalente a decir un eufórico y fanático ¡Aleluya!

Si es usted uno de aquellos que ya está harto de las burlas y discriminaciones que los seudo intelectualoides hacen sobre su fanatismo futbolero, no olvide que se le puede encontrar el “lado intelectual” a todo, simplemente elucubre alguna teoría del porqué le gusta el fútbol o responda como Woody Allen y dejará a sus críticos estupefactos, tanto que de inmediato verán al balón como uno de los elementos indispensables de la cultura, se proclamarán hinchas del primer equipo ‘triunfador’ que conozcan y se tatuarán el escudo del mismo en el pecho, todo esto en un lapso de dos semanas luego de su estupefacción. Usted siga disfrutando de las jugadas, las tácticas, y los goles como lo ha venido haciendo hasta ahora.

Como podrán darse cuenta no soy un conocedor ni amante enfermo del fútbol, simplemente amo las cosas que me inspiran, aquellas que me enseñan algo. Para muchas personas el fútbol no es más que un alienante, un come cerebros, una de las maneras mediante las cuales controlan a la población. Lo mismo se podría decir de la música, y sin embargo una es considerada una forma de arte y la otra no. Nuevamente esto me hace afirmarme en aquella respuesta que di hace varios años en la escuela cuando me preguntaron ‘¿qué es arte?’ respondí: ‘Arte es todo’. Solo debemos observar con cuidado y sin prejuicios, daremos con ella fácilmente.


Arqueología Arcana: Las Pirámides de Ecuador

Pirámide encontrada en Cuenca, Ecuador

Pirámide encontrada en Cuenca, Ecuador (Parte del tesoro del Padre Crespi)

Sudamérica es, sin duda, el territorio que siempre es dejado de lado, arqueológicamente hablando. El único territorio que ha sido explorado “apropiadamente” es el de Perú y Bolivia, sin embargo territorios como Colombia, Brasil, Paraguay, y muy particularmente Ecuador, esconden la mayor riqueza arqueológica de esta humanidad.

Conocido es en el mundo el famoso caso de La Cueva de los Tayos, sitio donde se encontraron un sinnúmero de artefactos y documentos que podrían haber cambiado la historia para siempre, artefactos y documentos que contaban los orígenes de esta humanidad, de este mundo, y del universo entero. Objetos tan interesantes como por ejemplo figuras e ídolos con motivos sumerios, acadios, babilónicos, y egipcios; tablillas de oro con escritura arcana donde, según las leyendas de los pueblos originarios, se contaba la historia de la humanidad; dioses mesopotámicos en Sudamérica, ¡cómo es eso posible! Pronto le dedicaremos un post muy especial a todos los misterios de esta cueva, mientras tanto como abreboca les dejo este fascinante video de la colección del padre Crespi, quien era poseedor de la mayoría de objetos encontrados en la Cueva de los Tayos, y que posteriormente, a la muerte de éste, fueron llevados de Ecuador a quién sabe dónde, objetos que es probable ya no existan o permanezcan ocultos por largo tiempo.

Pero hoy no nos ocuparemos de la apasionante Cueva, hoy hablaremos de Pirámides, sí, pero no las de Egipto, no pirámides Mayas, no pirámides Chinas; ¡no! Hoy hablaremos de las pirámides de Ecuador, ‘¿de Ecuadoooooooooooooor?’ Sí, sí, ¡Pirámides de Ecuador! Un hecho que en el mundo poco se conoce, pero que aquí estamos para mostrarlo, para revelar un poco de nuestra historia oculta, de eso que no aparece en ningún libro de escuela. Siempre he pensado que el hecho que existan pirámides en todo el mundo se debe al simple hecho de su lógica, y relativamente sencilla construcción para las culturas antiguas, como reza aquel adagio: ‘es mucho más fácil apilar piedras con forma piramidal que con forma de Partenón.’ Sin embargo hay detalles que no podemos ignorar se repiten incansablemente y comparten rasgos idénticos.

Primero empezaremos hablando de algo popular en mi país, pero quizá desconocido para el resto de países: Las Pirámides de Cochasqui. 

Pirámides de Cochasqui (Ecuador)

Pirámides de Cochasqui (Ecuador)

Las Pirámides de Cochasqui (sitio ubicado a 52 Km al norte de Quito) es un supuesto complejo astronómico pre-incáico, herencia de la cultura Quitu- Cara, construido -nuevamente, supuestamente- en el siglo V D.C. Estas pirámides, 15 en total, cuentan con la particularidad de estar “cortadas” en el tope y tener un ‘sello’ en lugar de punta. Cochasqui significa literalmente ‘tierra en mitad del agua’ o ‘mitad del mundo’, concepto que nos da varias ideas para volar, ¿acaso podríamos estar hablando de una Atlántida ecuatoriana, o acaso de un complejo estilo Gizé egipcio? Recordemos que el complejo de la meseta de Gizé en Egipto también era llamado por los antiguos egipcios como el centro mismo del planeta tierra.

Lamentablemente estas pirámides se han fusionado con la llanura de la sierra ecuatoriana, y hoy lo que podemos observar son simples montículos de terreno con formas rectas, y como sabemos ‘dios no construye en líneas rectas’. Espero el gobierno de mi país se preocupe más por este complejo e implemente la tecnología necesaria para intentar excavar y salvar un poco de su forma original para disfrutarlas de todos sus misterios a plenitud.

La Pirámide Negra de La Maná

Pirámide de la Maná

Pirámide de la Maná

La Maná es una pequeña ciudad ubicada en la provincia de Cotopaxi, a 150 km de Latacunga, capital de la provincia. En este lugar, en el año de 1984 se hizo un hallazgo extraordinario; se encontraron una serie de objetos que al parecer era imposible pertenezcan a alguna cultura arcaica o precolombina ecuatoriana. Los objetos fueron catalogados como “ooparts” (artefactos fuera de su tiempo) y su origen le fue otorgado, ni más ni menos, que a la legendaria atlántida.  A cada uno de estos objetos encontrados les dedicaré un post futuro, pero ahora nos enfocaremos en la misteriosa Pirámide Negra.

Esta pirámide, como pueden observar en la fotografía, no parece mesoamericana sino Egipcia, y si nos fijamos mejor encontraremos que es idéntica a los piramidiones encontrados en la meseta de Gizé, e idéntica a la Pirámide que aparece en el billete de $1 estadounidense, con la muy particular seña de ‘El Ojo que todo lo ve’. Es por eso que esta pirámide ha sido llamada Pirámide Illiminatti.

Al reverso de la misma encontramos una extraña inscripción en lenguaje arcano y también una serie de puntos que, se relacionan, ni más ni menos con la tan famosa Constelación de Orión  y glifos sánscritos arcaicos que aún no podemos interpretar. Según su descubridor, Guillermo Sotomayor, descubridor, esta pirámide, junto con las piedras y demás “ooparts” encontrados, eran parte del legado de Enki, dios sumerio que guarda estrecha relación con Sunki, un dios Shuar del oriente ecuatoriano, pero ésa es otra historia. Sigamos.

En el hermetismo, principalmente en las tradiciones rosacruces, encontramos la leyenda de las Tres Pirámides que actúan como ¿Antenas Cósmicas¿: la primera en Egipto, la pirámide de Keops; la segunda en Sumeria, y la tercera en la ‘Montaña Sagrada’. Por mucho tiempo se desconoció el paradero de la mencionada montaña. Umberto Eco en su Péndulo de Foucault menciona que esta Montaña Sagrada debe cumplir ciertos requisitos, como por ejemplo que las piedras al romperse toman una forma piramidal, un fenómeno de lo más curioso que efectivamente se da en La Maná, precisamente en la zona donde se encontró esta pirámide, las razones científicas para aquello no lo sé, algo tendrá que ver con el magnetismo y posición en la que está la zona.

Bueno sigamos con la historia, se supone que la segunda pirámide, la de Sumeria, fue de territorio en territorio hasta llegar a la India, donde fue encontrada en el siglo XVIII, en la década de los 1760’s. Al parecer de alguna forma esta pirámide llegó a manos de un maestro masón, quien luego viajó a Estados Unidos y finalmente se le fue mostrada a Benjamín Franklin, otro maestro masón y del conocimiento hermético, de inmediato escogió la pirámide como símbolo de la nueva república. Símbolo que posteriormente sería usado en 1935 para el billete de $1. Es por eso que esta pirámide nos parece tan familiar, todo está conectado, meus hermanos.

Complejo de Pirámides en la Jungla Ecuatoriana

Martillo de 'gigantes'

Martillo de ‘gigantes’

Recuerdo que en el año 2013 me enteré gracias a sitios de noticias asiáticos y europeos, que en Ecuador habían encontrado unas supuestas ruinas de una ciudad antiquísima y que ésta estaba habitada por gigantes de los cuales también se encontró restos. Supuse que esta noticia iba a ser un ‘boom’ en mi país, pero ningún medio de comunicación, incluso medios internautas, cubrieron o dijeron algo sobre el supuesto hecho. Pensé que era algo muy extraño, y deduje que la noticia de gigantes se trataba simplemente de un engaño sensacionalista más de los tantos que vemos en la red. Sin embargo gracias a un buen amigo que viaja por aquellas tierras del oriente ecuatoriano, me enteré que los descubrimientos de hecho se dieron, y existen websites donde se relatan los hallazgos e incluso muestran fotografías de la supuesta ciudad de gigantes y de las herramientas que éstos usaban, como por ejemplo un martillo ‘gigante’.

Como en todas las culturas del mundo los gigantes forman parte del folklore de este país, en cada ciudad existe una historia de gigantes, y por los lares selváticos estas leyendas abundan, se han encontrado osamentas y restos de personas que superan los 7 metros de altura. Recuerdo que inclusive entre mi familia existe una historia de una tía abuela que medía cerca de 2.50 cm. Así que este tipo de noticias no nos debería sorprender ni deberíamos tomarlas como un simple ‘hoax’ o broma de mal gusto. Lo mejor que podemos hacer es investigar e investigar. Poco a poco seguiré con las historias de gigantes en Ecuador, y mostraré las pruebas que confirmarían la existencia de éstos. Por ahora nos queda seguir otorgando el beneficio de la duda.

Esta es tan solo la primera entrega de una serie de artículos relacionados con mitos, hechos, y leyendas de mi país, hay muchos descubrimientos en extremo relevantes que se han hecho en este lugar y que no han tenido la cobertura que se merecen. También poco a poco iremos indagando en los nexos que tienen varios sitios de Ecuador con el resto del mundo. Temas que en verdad lo dejarán fascinado.


Locura o Realidad Onírica

 Hieronymus Bosch

Hieronymus Bosch

Toda mi vida he tenido sueños de lo más extraños, la mayoría implica viajes a otros tiempos, viajes a otras dimensiones, etc. Sin embargo nunca había tenido visitas de extraños, o al parecer eso pensaba, pero desde hace algunas semanas despierto y en mi habitación veo extraños seres, ¡pero yo estando completamente consciente de estar despierto!

Este tipo de sueños comenzaron el año pasado, cuando me metí de lleno en la investigación del Tarot, el primer sueño ‘iniciático’ que tuve fue uno donde el Mago del Tarot me llevaba al antiguo Egipto para conocer los orígenes de los arquetipos. Esto fue especialmente extraño porque yo no había escrito sobre Egipto en esas épocas, ni estaba interesado en el antiguo Egipto, sin embargo se me fueron mostrados varias cosas, como la construcción de las pirámides, el conocer y hablar con los arcanos mayores del Tarot, y el escenario un Egipto aún tropical pero tornándose desértico poco a poco.

Este tipo de sueños fueron tornándose una constante desde el año pasado, hasta que hace unas semanas tuve la visita de unos extraños seres en túnicas blancas, yo los escuchaba entre sueños, decían que me estaban iniciando en los misterios, -claro que esto podría considerarse un sueño ‘normal’ y sugestionado, ya que hace algunos meses que vengo leyendo sobre los misterios-  todo muy normal en el sueño, yo escuchaba como decían: ‘ahora los misterios de Isis, Eleusis, y luego los Misterios del Mar Muerto…’ en este momento recuerdo haber despertado y haber visto a estos seres de túnicas blancas alrededor de mi cama, eran seres brillantes, y las túnicas tenían motivos de oro, no se les veía el rostro, estaban totalmente cubiertos, solo su boca se veía. Recitaban unos textos de unas láminas doradas, y al verme despierto simplemente desaparecieron.

Ahora los motivos egipcios sí tienen total razón de aparecer, ya que desde el inicio de este año me he visto fascinado por las lecturas sobre los Misterios Egipcios y sus ritos de iniciación. Luego de este sueño también tuve varios donde aparecía la diosa Isis y el Kybalión. Pero bueno, eso queda para otro post, acá lo que nos interesa es aquellas ‘apariciones’ que al parecer no son solo oníricas.

Isis: Luna

Por qué destaco esto, si al parecer es otro “sueño” normal, bueno porque no es simplemente otro sueño normal, no es un sueño lúcido, ni tampoco lo estoy imaginando. Entiendo que hay varios tipos de sueños, y uno de ellos, los cuales son muy comunes, es creer que ya has despertado del sueño cuando no es así, sí también he tenido de esos sueños y puedo decirles que estas experiencias no son de ese tipo. Vi a aquellos seres estando totalmente despierto y yo sabiéndome despierto, cuento con testigos además que podrían dar fe de estar consciente a la hora de ver aquello.

Pensé que estos sueños ya habían parado, pero no, la noche del 17 de Marzo del 2014 tuve, por lejos, una de las experiencias más reveladoras de los últimos tiempos. Dormía apaciblemente, en este momento tenía un sueño de aquellos que parece estás despierto, pero en otra “realidad” una realidad alterna de tu vida, donde vives una vida normal, haces lo que regularmente haces y a la hora de dormir despiertas en esta realidad, algo muy común. Pues bien en este sueño yo hablaba con alguien más, y de repente escuchaba un sonido muy extraño, algo que nunca había escuchado, un chirrido entre orgánico y no orgánico, con diferentes tonalidades, 5 ruidos parecidos en total, fue en este momento que tomé “consciencia” y pensé que estaba en un sueño, es decir, estaba teniendo un sueño lúcido, a continuación de estos extraños ruidos empecé a observar diferentes seres manifestados en luz de diferentes colores, como las visiones que observas al consumir lsd, estas visiones eran especies de animales que jamás he visto.

Al ver esto, y estar consciente de estar “soñando”, intenté despertar, pude hacerlo y al momento de abrir mis ojos vi lo impensable, un objeto o ser que jamás he visto ni imaginado si quiera, y juro que estaba completamente despierto, ¡peor con el susto! este ser o artefacto lucía como una caja, tenía un ojo en su centro y algo similar a alas a sus lados, pude ver que me observaba con detenimiento y tenía varios hilos holográficos conectados a mí; al ver que despertaba este ser se asustó y huyó de inmediato volando a un extremo de mi habitación para finalmente desaparecer, lo último que escuché fueron aquellos ruidos que aparecieron en mis sueños.

Yokai: Baku

Baku: yokai devorador de sueños

Puede usted no creerme, ni yo me lo creo, simplemente le narro los hechos como sucedieron, he intentado buscarle explicación pero no puedo, tampoco puedo decir que haya estado soñando porque estoy consciente de haber estado totalmente despierto. He buscado en internet experiencias similares pero no he encontrado, así que si a alguno de ustedes le ha sucedido algo parecido, no dude en contactarme para leer los detalles y buscar alguna razón o explicación.

Me gustaría decir que estas experiencias tienen que ver con las iniciaciones en los Misterios de la existencia y del universo, pero no podemos asegurarlo ni tener pruebas, y solo sería una bonita teoría. También me gustaría decir que todo esto se debe al consumo de varias sustancias sospechosas o experimentaciones psicodélicas, pero tampoco. Me gustaría decirles que sufro de alguna enfermedad mental o que me estoy volviendo loco, bueno ésa sí sería una explicación fiable para todos, ¿verdad? Pero no, tampoco es eso, así que ha venido a mi cabeza una escueta y breve “explicación” de estos fenómenos, quizá parezca aún más sin sentido, pero es lo primero que ha venido a mi mente. He recordado que los fenómenos de este tipo, y unas cuantas experiencias “paranormales” que serán tratadas en otro post, empiezan en la misma época; el año pasado tuve la experiencia del Mago por estas fechas, y lo paranormal fue por fines de Septiembre, es decir, las fechas de los equinoccios.

Horus y Osiris; Solsticios y Equinoccios

Horus y Osiris; Solsticios y Equinoccios

Primero definamos equinoccio: ‘evento astronómico que ocurre cuando el eje de la Tierra se coloca de modo que sus dos polos están a la misma distancia del Sol. Tiene lugar dos veces al año: sobre el 20-21 de marzo y alrededor del 22-23 de septiembre. En ese momento el centro solar se encuentra en el mismo plano del ecuador terrestre y los días y las noches tienen una duración similar. El solsticio es otro evento astronómico de igual naturaleza.’ (Fuente)

Muy bien, a lo largo de los milenios los equinoccios y solsticios se han utilizado en el ámbito agrónomo sobre todo, era el indicador para iniciar o culminar los sembríos y cosechas. Además para muchas culturas, como la Egipcia precisamente, significaba un fenómenos especial, el momento en que los portales dimensionales se habrían y nos unían con escenarios y universos paralelos. El momento en que los dioses nos visitaban y el momento en que nosotros podíamos viajar a ellos. En las culturas nórdicas y celtas también significaba la apertura de portales, eran los días en que nos podíamos unir a los seres estelares; en Japón también se creía que era en estos días cuando los seres penitentes o que no encuentran descanso podían comunicarse con los vivos, siempre en estas teorías existe un grupo de personas que son capaces de darse cuenta de todo esto, llámese elegidos o lo que sea. En fin, un sinnúmero de teorías e historias verdaderamente fascinantes y que tienen mucho que ver con la situación que he vivido.

f

Tengo muchas razones para abrazar la teoría de los portales, en particular por algo que ha venido sucediendo desde el año pasado, y estoy seguro alguno o algunos de ustedes también lo han experimentado. Se trata de una niña, al parecer muerta, que intenta comunicarse apareciendo en sueños, siempre vestida de blanco, rubia, pálida, una muñequita, pero bañada de sangre en sus ropas, en sus ojos y en su boca. Esta niña, al parecer una exploradora onírica, busca algo, pero aún no logro descifrar qué. Se me ha presentado en sueños, y manifestado en mi habitación, la hemos visto en mi casa, y también junto a varias personas que darían fe de lo que estoy contando, y hace algunos días ha empezado a susurrar, me sigue -al parecer- a todas partes y susurra palabras que no entiendo, no me quiere asustar, eso lo comprendo, simplemente desea comunicarse. He buscado en internet sobre ella y he encontrado algunos casos que también hablan de algo similar a mi experiencia, así que éso me hace pensar aún más en la teoría de la exploradora onírica, quizá viaja por placer o porque en verdad busca algo, no puedo decir que es un fantasma o que es un ser que viaja de dimensión en dimensión, no lo sé, y estoy seguro que usted tampoco cree ésto, y lo entiendo, es algo verdaderamente increíble.

Por favor no piense que he escrito esto a manera de ficción o que estoy buscando impresionarlo, no no, si lee el blog se dará cuenta que hay muy pocos post de este estilo, donde es algo autobiográfico, y cuando lo hago es porque necesito respuestas, necesito desahogar y comunicar todo esto para encontrar esas respuestas, ya me ha servido con anterioridad y espero esta vez también alguien haya experimentado algo similar y pueda sacar más conclusiones. Es muy frustrante no poder encontrarle la respuesta a algo, pero algo muy fascinante también, nos obliga a no abandonar nuestra curiosidad ni las ganas de investigar y averiguar los misterios que aún oculta este universo. Puede concluir lo que mejor le parezca, yo concluiría, en su lugar, que el tipo que escribió esto está volviéndose loco o abusa de sustancias alucinógenas. No sé si todas las lecturas y ‘secretos’ que he llegado a desvelar estos últimos meses también tengan algo que ver, con respecto a esto último me han sucedido más cosas que he dejado pasar por considerarlas meras coincidencias, sin embargo veo que todo está conectado, hay varias respuestas que saltan a nuestro encuentro de maneras impresionantes.

Hasta aquí llega esto, si encuentro alguna otra explicación o experimento algo similar nuevamente, es probable que lo publique, o quizá no, veremos qué nos sigue guardando lo desconocido.

René Magritte

René Magritte

 

 


El Paraíso Perdido de John Milton ilustrado por Gustave Doré

Lucifer by Gustave Doré

Seguimos con la fiebre de las ilustraciones del siglo de Oro, esta vez es el turno de mi favorito, el gran Gustave Doré. Para iniciar con Doré iremos por mis favoritas, su trabajo para el Paraíso Perdido de John Milton, aquél magnánimo y controvertido poema que reivindicaba la imagen del mismísimo Lucifer al dotarlo de virtudes prometeanas, una víctima de las circunstancias, un rebelde, un mártir que lucha contra su creador y la autoridad de éste, ya que piensa que no es justo someterse a él por el sencillo hecho de haberlo creado, este Lucifer prometeano lucha bajo la consigna: Mejor reinar en el infierno que servir en el cielo“.

Gustave Doré, (Estrasburgo, Francia, 6 de enero de 1832 – París, Francia, 23 de enero de 1883) quien ilustró cientos de obras entre los que se cuentan Don Quijote de la Mancha, la Divina Comedia, cuentos infantiles, y hasta la Biblia. Famoso por sus escenas épicas llenas de dramatismo, logra en el Paraíso Perdido su punto álgido, como podemos ver en la ilustración del encabezado, logra capturar perfectamente aquella expresión de víctima, de incomprensión, aquella mirada al vacío, Lucifer no tiene a quién acudir, está completamente solo, mira hacia arriba sabiendo que no habrá nada ni nadie, está solo, depende de él y nadie más, un Lucifer que logra cautivar por completo. Lucifer es el protagonista del poema, y esta fue la primera ilustración de Doré que logró conmoverme completamente y me convenció de leer el poema de Milton. Lucifer es mostrado como un hermoso ser, inconformista, insatisfecho, que captura al lector completamente con su elegancia y estratagemas a la hora de lograr sus cometidos. Es este Lucifer que a pesar de su envidia por los nuevos seres terrenales, los usa para “vengarse” de su creador,  llevándolos a cuestionarse la razón de su existencia e ir más allá, aunque eso signifique el pecado y el fin de su felicidad, pero felicidad a qué precio, ¿al precio de vivir para siempre en la ignorancia? ¡No! Lucifer les ofrece la oportunidad a Adán y Eva de conocer y saber.

“Los Dioses fueron los primeros que existieron, y se prevalen de esta ventaja para hacernos creer que todo procede de ellos, pero lo dudo, porque, al paso que veo esta hermosa tierra que con el calor de los rayos del sol produce tantas cosas, ellos no producen nada. Si lo producen todo, ¿quién ha encerrado la Ciencia del Bien y del Mal en este árbol, de tal suerte que el que come de su fruto adquiere al momento la sabiduría sin su permiso? ¿Cuál sería la ofensa del hombre por alcanzar este conocimiento?”

John Milton (Londres, 9 de diciembre de 1608 – ibídem, 8 de noviembre de 1674) crea este poema con más 10.000 versos escritos sin rima. Epopeya sobre el bien y el mal, el infierno y el paraíso, expuestos como estados de ánimo, la exploración psicológica de estos personajes bíblicos que ya forman parte del inconsciente colectivo, y sus móviles ‘reales’ para sus acciones y consecuencias. En la obra se da un vuelco total a la imagen sacra de estos personajes: aquí Adán no es el ingenuo del Génesis, sino un ser lleno de curiosidad ansioso por descubrir el misterio de la existencia, alguien que abandona todo -incluso la vida eterna- por su amor a Eva. Eva es mostrada como una mujer en extremo hermosa y vanidosa, al ser consciente de su belleza y del amor que Adán le tiene, no duda en manipularlo de cuando en vez, pero no deja de ser una esposa abnegada y fiel. Los arcángeles son seres sometidos y prácticamente irracionales, que defenderán a su creador por sobre todas las cosas. Aquí Dios es descrito como un engreído, egoísta, altanero, omnipotente, un ser a cual el poder se le subió a la cabeza y ha perdido total control de sus actos.

“El Espíritu lleva en sí mismo su propia morada y puede llegar en sí mismo a hacer un Cielo del Infierno o un Infierno del Cielo”

Imaginen lo que sería este poema significó para los puristas cristianos del siglo XVII, si este poema era escrito un siglo atrás, o en la España católica, es seguro que lo habrían condenado a la hoguera o peores castigos, tachándolo de hereje e inmoral entre otros improperios muy de la inquisición.

Para lograr entender el poema de Milton en su totalidad hay que tener un conocimiento enciclopédico de mitos y leyendas de la antigüedad, griegos sobre todo. El uso magistral del lenguaje, el inglés fusionado con latín y griego antiguo, más la sintaxis y prosa única, hacen del documento algo difícil de digerir en primera instancia, y por supuesto en extremo complicado de traducir, es por esto que literatos a lo largo de la historia recomiendan leerlo en su idioma original, y es muy difícil encontrarlo traducido de hecho. Pero la magia del internet nos ha hecho llegar una hermosa versión traducida que dejo a su disposición:

John Milton – Paradise Lost [PDF- Español]

Ahora sí, disfrutemos de las ilustraciones de Doré:

Lucifer

 

L

L

L

L

L

 

L

 

L

 

L adam eve


Música de Culturas Antiguas

Egipt

¿De dónde vino esa melodía, acaso ya la escuché antes? ¿La estoy inventado, creando, o simplemente reversionando? Son las preguntas que la mayoría de compositores o “compositores” (como yo) nos hacemos a la hora de crear una canción, siempre está aquella eterna interrogante de si estamos creando o copiando inconscientemente, recordemos el famoso caso del mismísimo Paul McCartney cuando creó la canción ‘Yesterday’, él estaba seguro que esa canción ya existía y la fue cantando por todas las tiendas de discos para ver si alguien la reconocía, pero no existía, la canción fue creación pura (claro, una fusión de standards, pero creación al fin).

Aquellas melodías que vienen a la mente de repente, y sin saber de dónde ni cómo, es un fenómeno muy peculiar, es algo increíble, al escuchar varias de estas composiciones de culturas de antaño me he dado cuenta que varias de estas melodías alguna vez han venido a mi mente sin haberlas escuchado jamás; la música también es arquetíptica, aquellas melodías de la antigua Grecia danzan en nuestras mentes nacemos con música, somos receptores y transmisores de la danza misma de los astros, la melodía universal. La lira de Orfeo se manifiesta a cada momento en nuestras almas, es algo que debemos dejar salir en un tarareo, un silbo, un canto, una composición, acaso se trata de un mensaje estelar, o simple inspiración divina, es algo que siempre me preguntaré.

Por ahora disfrutemos de estas hermosas composiciones, traídas a nosotros desde el centro mismo de la existencia:

Pierre Amédée Marcel-Béronneau, Orpheus, 1897

Pierre Amédée Marcel-Béronneau, Orpheus, 1897

Música del Antiguo Egipto

Música de la Antigua Grecia

Música de la Antigua Sumeria, Egipto, y Grecia

Música de la Antigua Roma

Música de la Antigua India

Música Tradicional Persa

Música de la Antigua China (Inicia al minuto 9:00)

Música Tradicional Árabe

Música Secular Bizantina

Música Tradicional Celta

Música Tradicional Escandinava

Música de la temprana Edad Media

Música Barroca Española


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.456 seguidores